Tal vez deberíamos hacer un alto en el camino para recordar que todo lo que va, vuelve. Según UCDM no hay cosa como los pensamientos neutrales, todo pensamiento crea forma en algún nivel y ningún pensamiento abandona su fuente.  Sabiendo esto, podemos pensar lo que queramos porque tenemos libre albedrío, y por ley de causa y efecto, experimentaremos lo que pensamos tarde o temprano.  Si pensamos  sin amor estaremos creando  nuestro propio dolor y sufrimiento.  Parece lógico y sencillo; sin embargo, al llevarlo a la práctica no nos parece tan fácil; las emociones, nuestras creencias, nuestros juicios hacia nosotros  y hacia los demás hacen que actuemos sin pensar, y entonces, tomamos nuestra oscuridad y la blandimos como una espada hacia el mundo, hacia las personas que nos rodean; pero no recordamos que ese ataque va dirigido hacia nosotros mismos porque las ideas no abandonan su fuente;  y así, si nuestra idea es que el vecino es deshonesto, experimentaremos su deshonestidad.  Antes de emitir cualquier juicio pensemos si estamos apuntando el filo de la espada en la dirección correcta, porque al mismo tiempo que la blandimos contra algo o alguien  , una espada igual está dejando caer su filo sobre nuestras cabezas.

Recibe la Info del Taller y el Ebook de Regalo"4 Días Viviendo el Cambio"

Recibe la Info del Taller y el Ebook de Regalo"4 Días Viviendo el Cambio"

Política de Privacidad. Tus datos son confidenciales y podrás borrarte de la lista cuando desees.

You have Successfully Subscribed!

Share This